Foto: archivo

2019: las mujeres surfistas ganarán los mismos premios que los hombres

A partir de este 2019, hombres y mujeres ganarán los mismos premios en la Liga Mundial de Surf, pero la lucha por la igualdad de oportunidades continúa.

Si bien el anuncio se realizó en un comunicado oficial desde el 2018, es a partir de este año que la World Surf League (Liga Mundial de Surf) otorga los mismos premios a hombres y mujeres surfistas. La decisión ya se vio reflejada en el Tour del Campeonato Mundial de Surf el pasado mes de abril, y los campeones Caroline Marks e Italo Ferreira recibieron el mismo monto en premiación.

La lucha por erradicar la desigualdad salarial dentro del mundo del surf comenzó a ganar terreno en los últimos años, cuando varias surfistas profesionales se unieron y crearon organizaciones como el Comité para la Equidad en el Surfing de Mujeres, a través de las cuales comenzaron a hacer público el sexismo en todos los ámbitos del deporte, tanto en las competencias como también en los acuerdos de patrocinio.

Por poner un ejemplo, la ex surfista profesional Rebecca Woods hizo público en el programa ABC de Australia que se vio presionada a usar un bikini en las competencias internacionales para conservar el patrocinio y continuar surfeando profesionalmente.

Camino a las Olimpiadas del 2020, cuando por primera vez en la historia el Surf tenga participación oficial, la Liga Mundial de Surf busca posicionarse como un referente dentro de los deportes en la lucha por la equidad e igualdad de género.

Los competidores masculinos y femeninos recibirán un pago equitativo en todos los eventos organizados por la WSL (por sus siglas en inglés, Liga Mundial de Surf): el Tour de Campeonato, el Tour de Longboard, el Campeonato Mundial Juvenil, así como el Tour de Big Wave. Se trata de un gran paso en el deporte; atletas varoniles y femeniles se preguntaban ¿si competimos en las mismas olas, por qué habríamos de ganar distintas cantidades en premios? Por ejemplo, en los eventos de WSL en Australia a principios del 2018, el ganador de los hombres recibió un pago de $100,000, mientras que la campeona femenil recibió un pago de $65,000.

Lo anterior, en el mejor de los casos, impulsará a que hombres y mujeres tengan derecho a atrapar las mismas olas, sin que las mujeres sean menospreciadas por parte de los hombres. No obstante, lo que sí es seguro es que las mujeres podrán aspirar más fácilmente a ser surfistas profesionales.

Asimismo, el trabajo para lograr la igualdad de oportunidades aún no ha finalizado. La disparidad persiste en la Serie de Clasificación Mundial de la WSL, donde hay 64 eventos para hombres en la gira y solo 44 para mujeres. Esto implica que los competidores masculinos tienen más oportunidades de ganar más puntos, calificar y obtener más premios.